Capacitación

Algo tan básico como poder comunicarse con los demás dejó de convertirse en una misión imposible para las 59 personas de origen haitiano que egresaron del curso de español impartido en Molina.

Se trata de una iniciativa materializada por el Departamento de Administración de la Educación Municipal (DAEM) de la turística comuna, cumpliendo así con la misión de integrar a quienes vienen a la ciudad a aportar en su desarrollo.

Las clases estuvieron a cargo de la profesora Paulina Santis y comenzaron en junio de este año en el Liceo Polivalente, teniendo una duración de seis meses.

AGRADECIMIENTO

La ceremonia tuvo lugar en el emblemático teatro municipal, escenario en donde se presentó también una serie de números artísticos en donde los alumnos mostraron el baile típico de Haití junto con canciones chilenas; siendo además acompañados de una presentación a cargo de los actuales campeones nacionales de cueca: el curicano Luis Muñoz junto a la molinense Katherine Rodríguez.

Sin embargo, uno de los momentos más emotivos ocurrió cuando Junior Desamours, uno de los egresados del curso, tomó el micrófono y se dirigió a los presentes. “Hoy es un día de reconocimiento para nosotros, pero escribimos estas palabras para agradecer a la alcaldesa por su coraje y sacrificio al darnos esta gran oportunidad de aprender el idioma y así entregarnos a la sociedad sin dificultades idiomáticas. Queremos también dar las gracias por la oportunidad de conocer el sector de la cordillera, el Radal Siete Tazas y Parque Inglés, que es un lugar maravilloso. Pedimos a Dios que le dé la sabiduría y el equilibrio para seguir dirigiendo esta hermosa ciudad”, dijo entre aplausos.

Por su parte, la aludida jefa comunal, Priscilla Castillo, comentó que “estamos contentos de ayudar con este granito de arena a quienes dejaron todo en su país de origen para buscar un futuro mejor en nuestras tierras. En Molina sabemos que muchas personas migrantes vienen a aportar al desarrollo de la comuna y esperamos que ahora el idioma no sea una barrera para quienes luchan día a día por sus familias”.

Hacer más productiva a la tierra, dotar de más alimentos saludables, pero, más que nada, cambiar las condiciones de vida de las personas. Estos son los objetivos que se planteó el equipo profesional del Programa de Autoconsumo en Molina, donde certificaron a 26 usuarios.

En una ceremonia encabezada por la alcaldesa Priscilla Castillo, los participantes recibieron el diploma que viene a coronar todo el trabajo realizado durante nueve meses junto a los profesionales de esta iniciativa perteneciente al Ministerio de Desarrollo Social (Mideso) y apoyada por el Fondo de Solidaridad e Inversión Social (Fosis).

APOYO INTEGRAL

Una de las características que tuvo la versión 2018 de este programa fue su aplicación tanto para vecinos de Molina urbano como de sectores rurales. Es así como los usuarios pertenecían a localidades como Buena paz, La Valdesina, San Jorge de Romeral, Buena Fe, Pichingal, Cerrillo Bascuñán, Itahue y Lontué

La modalidad de trabajo consistió en diversas charlas y capacitaciones en áreas como el manejo orgánico de hortalizas, control de plagas, regadío y reciclaje de la basura para convertirla en tierra o en abono. De igual forma, fueron adquiriendo conocimientos en temas sociales, nutrición y en participación familiar.

Junto a ese acompañamiento técnico, también se construyeron invernaderos para que la producción no se detenga sin importar el estado del tiempo, como también gallineros para facilitar la tarea de quienes crían animales.

APRENDIZAJE

Gastón Herrera vive con su esposa en el sector de San Jorge de Romeral, dedicándose ambos a la crianza de aves y al cultivo de la tierra. Tras haber egresado del programa, comenta que “estamos encantados con todo el progreso que hemos tenido con las hortalizas”.

El campesino agrega que el aprendizaje no solo fue técnico, porque ahora, “lo bueno es que los dos remamos para el mismo lado junto con mi señora. Le quiero dar las gracias a don Helmuth Albarrán (coordinador de la iniciativa) y a todos los que forman parte del equipo, porque nosotros, en este sentido, éramos nulos, no teníamos idea de que existía esto”, reconoció.

Por su parte, la alcaldesa de Molina, Priscilla Castillo, señaló que “estamos muy contentos por estos 26 vecinos que pudieron salir adelante gracias al Programa de Autoconsumo. El énfasis estuvo puesto no solo en brindarles un apoyo técnico y material, sino que también en ayudarlos a ser más felices y a aprender a trabajar en equipo, logrando ser mejores familias, uno de nuestros ejes fundamentales como municipio”.


 

Con el objetivo de preparar tanto a los lugareños como a quienes trabajan en el sector frente a una emergencia, la Dirección Comunal de Salud de Molina realizó una capacitación sobre Primeros Auxilios a la comunidad de El Radal.

Fueron más de 30 personas las que participaron de la charla dictada por un profesional del Servicio de Atención Médica de Urgencia (SAMU), bajo una modalidad teórico-práctica.

Los contenidos abordados abarcaron desde reanimación cardiopulmonar, maniobras frente a una asfixia por objeto extraño, quemaduras y heridas. A la actividad, efectuada en la Escuela El Radal, asistió incluso personal de la Corporación Nacional Forestal (Conaf), para aprender sobre estas temáticas.

AGRADECIDOS

A juicio de los propios habitantes del turístico sector, la iniciativa fue muy provechosa. Jovina Verdugo, vecina del lugar, comenta que pudo experimentar “cómo reanimar, sobre todo para emergencias con los niños, así que me encantó. Yo crié hijas, nietras y hasta bisnietas, pero aún así había hartas cosas que no sabía”.

En tanto, el director de la Escuela El Radal, Jorge Astudillo, asegura que “lo que se hace acá es importante, porque se junta a la comunidad y ésta responde al trabajo del municipio. Han quedado todos encantados con la capacitación y creo que se debe seguir apoyando con cursos como éstos”.

Junto con entregar recomendaciones a los asistentes, el Director Comunal de Salud de Molina, Rodrigo Alarcón, detalló que “comprometimos tiempo atrás esta actividad enmarcada dentro del compromiso de la alcaldesa Priscilla Castillo con esta zona turística, la que debe tener ciertos servicios, como la posta y la escuela, entidades que permitieron organizar esto”.

0 116

Una importante capacitación tendrán los integrantes del Consejo de la Sociedad Civil (Cosoc) de Molina este jueves 13 de septiembre, a las 18:30 horas, en dependencias de la Dirección de Desarrollo Comunitario (Dideco).

Los miembros de esta entidad, de reciente puesta en marcha, podrán aprender en profundidad acerca de las funciones, métodos de trabajo, atribuciones y obligaciones del organismo que tiene como misión asesorar a la alcaldía en el proceso de toma de decisiones.

La alcaldesa de Molina, Priscilla Castillo, realiza la invitación para todos los dirigentes sociales que conforman la agrupación, de modo de ir empoderando a cada uno de los participantes en los roles que deben ejecutar.

El temario se dividirá en dos grandes puntos: participación ciudadana y difusión del proceso calificador de elecciones. El relator será el abogado Manuel Mellado, asesor jurídico del municipio, quien dictará la charla en el salón de Dideco.

Los esperamos.

 

En el marco del trabajo conjunto que vienen realizando junto a la Dirección de Seguridad Pública del municipio y con el Senda, los botilleros de Molina firmaron un compromiso de no vender alcohol a menores de 18 años.

El documento fue emanado tras una reunión entre el gremio y las autoridades, encabezando el encuentro la alcaldesa de Molina, Priscilla Castillo, quien hizo énfasis en la necesidad de mayor organización comunitaria para enfrentar a la delincuencia.

La jefa comunal aprovechó la instancia para “pedir mayor frecuencia de las rondas policiales” por los sectores más conflictivos, para evitar desórdenes o la posible ocurrencia de ilícitos.

Representando a los uniformados de la Cuarta Comisaría estuvo el Teniente Samuel Quezada, quien escuchó las inquietudes y tomó nota de todos los requerimientos que le plantearon los administradores de los expendios de bebidas alcohólicas.

“Han servido bastante las reuniones”, afirma Ruth Vergara Leyton, dueña del popular restaurante “El Ñaco”. La locataria explica que “si comparamos el ahora con la situación que existía antes, creo que las cosas ya están bastante bien; existen siempre los borrachos, pero se ha controlado bastante. A veces también se da que la gente le da plata a los vagabundos, les compra tragos y eso no está bien, por eso debemos trabajar en conjunto con la comunidad”.

Una pronta solución a sus problemas auditivos tuvieron 14 pacientes del Centro de Salud Familiar (Cesfam) de Lontué, en la comuna de Molina.

Gracias a un convenio entre el municipio y el Servicio de Salud del Maule, los usuarios recibieron audífonos de forma gratuita, implementos que les fueron instalados por el propio equipo profesional del recinto.

La instancia corresponde al Programa de Resolutividad, el cual está dirigido a personas inscritas tanto en el citado Cesfam como en las postas rurales, permitiendo anualmente que sus beneficiados puedan acceder a este tipo de productos que difícilmente podrían pagar.

CAMBIO DE VIDA

Pese a las reducidas dimensiones del dispositivo, el efecto en los pacientes es grande, tal como expresa Benjamín Guzmán, habitante de la Villa Primavera. “Yo, antes, no escuchaba nada con el oído derecho y ahora está perfecto. No alcancé ni a estar un mes esperando, cuando me dieron la hora para recibir los audífonos; es algo súper caro y no habría tenido para costearlo”, relató.

Por su parte, Juan Maldonado, acotó que “el cambio es total y quiero darle las gracias al consultorio y a la alcaldesa, porque antes Lontué estaba abandonado y ahora es todo distinto”.

En tanto, la jefa comunal, Priscilla Castillo, comentó que “es increíble que con algo tan sencillo podamos cambiarle la vida a las personas. Este programa es maravilloso y hace sentir muy bien a la gente; uno a veces no valora estas cosas hasta que las pierde, así que felicitamos a todas estas personas que recibieron sus audífonos, porque han mejorado su calidad de vida”.

 

 

Una histórica ceremonia tuvo lugar en el teatro municipal de Molina, con la autorización entregada por la Fundación Luksic al Liceo Bicentenario María del Tránsito de la Cruz para funcionar de forma autónoma con el Sistema Educacional Relacional Fontán (Serf).

En la oportunidad, el establecimiento educacional recibió el reconocimiento que lo avala como el primero del país en poder certificarse en este innovador método, sumando así otro logro a su palmarés, puesto que también será el primer Liceo Sello de Chile una vez que se concrete la construcción del nuevo recinto.

INNOVADOR MÉTODO

El denominado “Método Serf” nació en Colombia, a fines de la década de los 50’, diferenciándose de la enseñanza tradicional por otorgar a los estudiantes un rol activo y participativo, reconociendo la diversidad de intereses y ritmos de aprendizaje de cada uno, centrándose en el concepto de autonomía.

Fue en 2012 y de la mano de la Fundación Luksic que este sistema llegó hasta el Liceo Bicentenario, convirtiéndose así en el primer establecimiento en adoptarlo. Fue tan bueno el desempeño a lo largo de estos primeros seis años, que obtuvieron la autorización por los años 2018-2019 para operar con este innovador modelo educativo.

GRAN FUTURO

“Para nosotros, es motivo de orgullo poder contar con este establecimiento, el que además será el primer Liceo Sello del país y que contará con las instalaciones más modernas de toda la Región del Maule. Pero más allá de eso, lo más importante ha sido la constancia del trabajo que han venido desarrollando desde 2012 tanto el cuerpo docente como la comunidad educativa en general, especialmente los estudiantes; labor que se ve coronada hoy con esta certificación que consolida el espíritu bicentenario que se respira en el ambiente y que representa fielmente lo que significa ser molinense”, expresó la alcaldesa de Molina, Priscilla Castillo.

En palabras de la Directora Ejecutiva de Fundación Luksic, Montserrat Baranda, en el recinto “ya no necesitan el acompañamiento de nosotros ni del Grupo Educativo para declararse como Liceo Serf; son cinco en Chile y éste es el primero que lo logra, así que es todo un orgullo. Los principales factores que incidieron en este resultado es que han sido capaces de liderar, de forma permanente,  un proceso en donde sobre el 80% de sus acciones están diseñadas como momentos Serf: sus clases, los procesos pedagógicos, la convivencia escolar, la inspectoría y las hasta de horas extraprogramáticas se hacen bajo este modelo”.

“Esto involucra alcanzar y proyectar nuevas metas fomentando la autonomía de los estudiantes. La educación nunca se acaba y sabemos que nos queda un largo camino por seguir”, comentó Dan Contreras, Director del Liceo Bicentenario.

Consultado sobre las nuevas instalaciones, reconoció que “estamos muy ansiosos, yo creo que varios lloraremos cuando entremos al nuevo edificio, porque hemos estado bastante tiempo en condiciones de allegados. Sin duda que será un gran impulso en nuestro trabajo”.

Inflando el pecho de orgullo estuvieron los cerca de cien egresados del programa de Nivelación de Estudios en Modalidad Flexible de Molina, quienes tuvieron su ceremonia de certificación en el teatro municipal.

Fueron en total 98 los alumnos que asistieron a la emotiva jornada, acompañados de familiares y amigos, en donde celebraron haber aprobado con éxito la categoría 8º Básico, 2º Medio y 4º Medio.

Estos cursos impartidos desde la Dirección Comunal de Educación van dirigidos a los adultos que no pudieron terminar su educación normal, pero que decidieron hacer el esfuerzo de terminar sus estudios. Entre quienes participaron, incluso había personas de la ciudad vecina de Río Claro, contando con bus de acercamiento para quienes habita en zonas lejanas.

VALOR AL ESFUERZO

En la oportunidad, se entregó una distinción a los estudiantes destacados, obteniendo el premio por “Perseverancia”, dos mujeres: Oriana González, procedente de la localidad cordillerana de El Yacal; junto a Sonia Curillán, de Molina. En tanto, el galardón de “Mejor Egresado” fue para Macarena Lara, residente de Lontué.

“Siempre es importante superarse en la vida y hoy lo demostraron estos cerca de cien egresados del programa de Nivelación de Estudios. Sabemos que, muchas veces, hay dificultades y responsabilidades que hacen el camino difícil; por eso es tan valorable lo que han hecho hoy y esperamos que, quienes todavía no sacan su Cuarto Medio, puedan seguir en esta iniciativa hasta licenciarse”, declaró la alcaldesa de la turística comuna, Priscilla Castillo.

Siguiendo la línea de mostrar a los jóvenes talentos de su territorio, la autoridad también destacó la presentación que hicieron las niñas integrantes la Escuela de Talentos del Ballet del Departamento de Administración de Educación Municipal (DAEM) para amenizar la noche.

Haciendo honor a su nombre y recordando los años de esfuerzo, las integrantes del Centro de Acción de la Mujer “Fortaleza” inauguraron su nueva sede social, la que fue construida gracias a recursos que el propio municipio de Molina destinó para la ejecución.

Potenciando el emprendimiento, esta agrupación de la Villa Región del Maule es una de las más aguerridas de la comuna, ya que debieron sortear diversos obstáculos a lo largo de su existencia, la cual completa ya 10 años desde su formación.

Si ya es difícil emprender para las mujeres en general, la tarea se complica todavía más cuando el lugar donde se juntan es inestable: una pequeña mediagua que con el paso del tiempo se fue deteriorando cada vez más, tal como lo reconocen las protagonistas de esta historia.

“Me acuerdo que se nos llovía la mediagua, el piso se movía, era incómodo estar y se nos hacía muy chiquitita”, reconoce María Navarro, presidenta del Centro de Acción. La situación cambió cuando “un día vino a vernos la señora Priscilla y al poco tiempo nos llamó para decir que se había logrado el proyecto”, recuerda.

Haciendo memoria, Ana Núñez, quien también forma parte de la entidad en su calidad de secretaria, explica que tras conformarse en 2008, “pasaron varios alcaldes y nosotras les pedíamos una sede, pero nunca pasó nada. Hasta que salió la señora Priscilla y obtuvimos esto. Estamos muy contentas, la podemos usar para hacer nuestros trabajos y todo tipo de reuniones”.

En medio de los festejos, la alcaldesa de Molina, Priscilla Castillo, indicó que “ellas, con mucho esfuerzo, se reunían en un lugar con muy malas condiciones y por eso nos comprometimos en ayudarlas a desarrollar este proyecto de nueva sede, el que ya es una realidad. Tal como ellas, estamos felices y continuaremos apoyándolas para que sigan adelante con sus trabajos, además que participar en un Centro de Acción de la Mujer les sirve también para compartir, pasarlo bien y recrearse”.

Por su parte, la Encargada de la Casa de la Mujer, Dixi Alegría, agregó que “como municipio, venimos realizando un trabajo conjunto con los 36 Centros de Acción de la Mujer presentes en Molina y este año les estamos dando apoyo con monitoras, materiales y cursos de capacitación, entre otros. En particular, las integrantes de Fortaleza tienen un privilegio que muchos quisieran con esta nueva sede”.

Con el nuevo recinto, las participantes ahora podrán poner manos a la obra en diversos talleres, confeccionar artesanías, planificar actividades y celebrar ocasiones especiales.

En una emotiva jornada que contó con la presencia de la alcaldesa Priscilla Castillo, se certificaron las afortunadas participantes del programa Mujeres Jefas de Hogar, quienes recibieron ayuda tanto material como en capacitación para sacar adelante sus emprendimientos.

Esta iniciativa, financiada por el Servicio Nacional de la Mujer y Equidad de Género (Sernameg), ha despertado un gran interés entre la población femenina de Molina, lo que se demuestra en la gran cantidad de inscritas para su versión 2018, alcanzando las 150 personas.

Dentro de los beneficios que entrega a las usuarias, destacan los cursos de capacitación en áreas de diversa índole, como han sido derechos laborales, gastronomía mixta, corte y confección de ropa industrial, computación y técnicas de atención al cliente, entre otras.

De igual forma, se apoya el emprendimiento personal y familiar mediante la entrega de maquinaria e indumentaria para el respectivo rubro, contribuyendo así a aliviar el bolsillo y a darle alas al negocio de cada una. Artefactos como visicoolers, máquinas de coser, hornos u otros artículos afines han sido repartidos a lo largo del proyecto.

Al respecto, Bernardita Ramírez, Coordinadora Regional del programa, detalló que son ya más de 2 mil las mujeres favorecidas, por lo que “esperamos que las nuevas participantes puedan aprovechar todas las instancias para capacitarse, crecer como mujeres y generar impacto en el desarrollo económico de la comuna”.

Similares palabras tuvo la alcaldesa de Molina, Priscilla Castillo, quien hizo un llamado público durante enero para que se inscribieran todas las interesadas en formar parte de esta iniciativa que hoy tiene sus cupos completos. “Estamos muy contentas de apoyar a las emprendedoras y colaborar con este granito de arena que les permite salir adelante. Se trata de personas que están a cargo de su familia o que aportan considerablemente al sustento de su hogar, por lo que es muy importante continuar con este tipo de incentivos”, comentó.

Entre quienes formaron parte de esta experiencia, Carla Loyola, residente de Tres Esquinas, entregó su testimonio. “Para mí, fue maravilloso. Tenía un proyecto, pero me faltaba aprender más y gracias al curso de Corte y Confección Industrial, pude comenzarlo. ¡Me facilitaron hasta la maquinaria! Pero creo que lo más indispensable es el conocimiento, ya que yo por ejemplo, no sabía ni siquiera armar una polera y nos enseñaron desde lo mínimo hasta lo más complicado”, reconoció.

Por su parte, María Venegas, quien vive camino a El Bolsico, en Río Claro, explicó que “significó mucho para mí en lo emocional y en lo laboral, ya que crecí como persona, conocí gente y pude lograr emprender. Apareció un mundo nuevo ante mí con este negocio de pastelería y repostería”.

Como ellas, desde la Casa de la Mujer esperan que las 150 nuevas participantes del programa puedan emprender y cambiar no solo sus vidas, sino que también la de todo su núcleo familiar.

Lunes 21 de Enero de 2019
  • UF: $27.555,12
  • Dólar: $670,10
  • Euro: $761,13
  • IPC: -0,10%
  • UTM: $48.353,00